¿Es Ud. Gay?

Un empleado de una aerolínea, cuyo nombre era Federico Gay, aborda un avión haciendo uso de los nuevos programas de 'Vuelos Gratuitos' de su compañía. Cuando el Sr. Gay encuentra su asiento, descubre que se encontraba ocupado por un pasajero... un pasajero que había pagado su boleto. Por lo tanto, para no crear problemas y discusiones decide tomar otro asiento.

En ese momento otro avión de la compañía sufre desperfectos técnicos, por lo tanto no podrá partir. La aerolínea decide repartir los pasajeros de este vuelo entre los aviones que se encontraban disponibles y que poseían el mismo destino, entre los cuales se encontraba el avión del Sr. Gay. Para esto, todos los pasajeros de los programas 'Vuelos Gratuitos' serían bajados del avión y reacomodados en los vuelos siguientes.

Oficiales de la aerolínea abordan el avión para hacer descender a todos los pasajeros 'Gratuitos', y como recordarás el Sr. Gay no se encontraba en su asiento...

Una de las oficiales se acerca al asiento donde se suponía debía estar el Sr. Gay, y le pregunta al pasajero:

-¿Es Ud. Gay?

El hombre primero se sorprende, y luego responde:

-Si, así es... pero...
-Entonces deberá bajarse del avión.

El Sr. Gay que había escuchado, se percató de la confusión y se acercó con el fin de aclararlo todo:

-Disculpeme, ud. se equivoca. Yo soy Gay.

Esto provocó que un furioso tercer pasajero exclamara:

-Maldición, yo también soy gay!... No podrá bajarnos a todos!...

La confusión reinó. Cada vez más y más pasajero gritaban que la aerolínea no tenía ningún derecho de prohibir el vuelo a los gays.